domingo, mayo 13, 2007

¡Que salao!

Por fin una joya práctica, el anillo salero. Hará que te conviertas en el punto de atención de cualquier cena, todos querrán pedirte la mano para salar sus platos. Sugiero al diseñador que cree los pendientes aceitera&vinagrera, serian increíblemente prácticos el día que te vas de picnic.

De todas formas por los 345$ que cuesta, te puedes comprar un motón de
modernos saleros.


4 comentarios:

Lurka dijo...

Hombre el anillo se ve mono, y desde luego es original, pero una cosa te digo, si tienes que estar echándole sal a todo el mundo se convierte en una joya-coñazo y encima se me pasa de presupuesto. Creo que esperaré a los pendientes a ver si los arreglan de precio. ;-P

delantal dijo...

no eran los Borgia los que metían veneno en los anillos ¿esta es la versión gastronómica?

Capitoni dijo...

Que inocentes sois... Ese anillo no se lo puede permitir la clase media. En mi barrio -uno de los más exclusivos de Milan- se lo he visto a más de uno, y no llevaban sal precisamente.

http://www.youtube.com/watch?v=10THr50-NzQ

Doña Col dijo...

jejeje
a mi me seria terriblemente útil ya que siempre tengo que andar pidiendo los saleros por todas partes...