miércoles, enero 23, 2008

Bic naranja come fino, Bic cristal come normal



El objeto más cotidiano de nuestras vidas ha sufrido una de las evoluciones más prácticas que se pudiese soñar. Los bolis bic de la oficina se transforman a la hora de comer, en cubiertos funcionales con sólo cambiarles el capuchón.

Visto en el blog de Remedios,
Flores en el Ático.

Y hablando de bolis bic, me encanta la obra de Juan Francisco Casas, realizada íntegramente con tinta de boli azul.

3 comentarios:

Doña Col dijo...

Ya se que soy un "poquillo escrupulosa" pero me parecería yna autentica marranada comer con eso... jejeje... antes con las manitas (recien lavadas, eso si)

sushi dijo...

Hoy por casualidad he visto tu blog buscando una receta de crujientes de queso y la verdad me ha encantado , tanto es así que ya he reservado para hacer un brunch en "el Cafe" , somos de Zaragoza y estamos medio cerca para pasar el día en Iruña ... además es una ciudad cautivadora para mi.
Saludos y felicidades por este blog tan apañao.

Remedios dijo...

Hola señorita Garbancita,

Encantada de conocerte a ti y a tu suculento blog.

Seguiré visitándote. Gracias por el enlace.

Saludos desde Madrid.

Remedios