viernes, diciembre 19, 2014

All i oli de codony – Alioli de membrillo

Pera de Cardós, una variedad de fruta que no puede comerse si previamente no se cuece, ya que es muy dura. El alioli preparado tanto con membrillo como con pera de Cardós, es más fácil de digerir que el alioli tradicional
Siempre me ha sorprendido lo creativos, sorprendentes e incluso extravagantes que son los catalanes, especialmente cuando hablamos de gastronomía. Platos que causarían un desconcierto total en otros lugares de la península, como una langosta con pollo, forman parte del recetario típico catalán con toda normalidad. No sé si es la energía Mediterráneo, corrientes telúricas u otro tipo de fuerzas, pero estoy segura de que si Salvador Dalí hubiera nacido en Navarra, hubiera acabado siendo camionero y yendo a misa de 12 todos los domingos.

Cuanto más conozco Cataluña, más significativos me parecen esos rasgos imaginativos a la hora de cocinar. Es el caso del alioli de membrillo típico del Pallars Sobirà, que a muchos les sonará a mezcla rara de cocina contemporánea, cuando se trata de una elaboración muy tradicional de la zona. Se elabora con un membrillo denominada de Cardós, una localidad del Pallars Sobirà de donde es autóctona esta variedad de fruta. Se trata de árboles de origen antiguo, en serio peligro de extinción, cuyos frutos tienen textura muy dura y sabor pronunciado. 
Costillas rebozadas de conejo con alioli de membrillo y pera de Cardós
en 
El Pigal - Casa Kiko
El all i oli de codony (membrillo en catalán) se suele elaborar con el mencionado membrillo de Cardós, y en ocasiones se le añade también pera de Cardós, una fruta que no puede comerse sin cocer primero, al igual que el membrillo, que le aporta un toque más dulce. 

Me sorprende el ingenioso y creativo uso que han hecho históricamente de algunas elaboraciones como el alioli, al que se incorporan los ingredientes de temporada que las gentes de esta zona pirenaica de Lleida tenían a mano antiguamente, como manzana, tomates, patata, miel... Supongo que pasarían tantas calamidades como todos en aquella época, pero dudo mucho que a mi abuela, por mucho que apretará el hambre, se le hubiera ocurrido semejante ingenio.
Receta paso a paso de all i oli de codony (alioli de membrillo) de La Cuina De Sempre
Si decidís probar la receta y no tenéis membrillos frescos, usad alguna pera de invierno. El dulce de membrillo sería demasiado dulce y las variedades de peras de invierno, algo más duras, pueden ser un buen sustituto, al igual que alguna manzana tipo reineta.


Receta paso a paso de all i oli de codony (alioli de membrillo) de La cuina de sempre.

1 comentario:

Mireia Costillas dijo...

No lo había oído nunca pero si que tiene buena pinta para acompañar carnes potentes!